Ultima Partida Header Logo
Cargando Contenido
Background-Image

XCOM Enemy Unknown

por

31.10.2012PCPS3Xbox360

Xcom Enemy Unknown Portada

XCOM ha regresado. De las manos de un estudio experimentado dentro del mundo de la estrategia por turnos y teniendo en mente que se trataba de recuperar a todo un clásico que ayudó a definir los cimientos del género, los chicos de Firaxis se enfrentaban a un autentico reto.
Y cuando uno se enfrenta a una misión de este estilo es muy sencillo fracasar pues los jugadores que ya experimentamos con el original, esperábamos poder identificar claramente los principales rasgos que definían esta franquicia pero, a su vez, tenían la responsabilidad de poder adaptar un formato muy encorsetado a las corrientes modernas para poder atraer a un público más joven y es que el estilo de hacer videojuegos ha cambiado mucho durante las dos últimas décadas.

A nivel argumental la apuesta es simple: Nos encontramos que, de repente, la Tierra está siendo atacada por alienígenas y somos los elegidos para dirigir una nueva iniciativa que aúna las principales potencias del mundo para combatir esta nueva amenaza. De esta manera, se pone a nuestra disposición una base de operaciones que podremos gestionar plenamente y un equipo de soldados a los que deberemos dirigir en el campo de batalla.

XCOM Enemy Unknown Demo ScreenShoot

Es decir, el juego tiene dos vertientes. La jugabilidad en la base es puramente administrativa. Deberemos escoger como ir ampliando nuestras instalaciones dependiendo de nuestro criterio y necesidades. Tendremos a nuestra disposición laboratorios que nos permitirán investigar la tecnología que recuperemos de nuestros enfrentamientos, talleres para manufacturar nuevas armas que nos den cierta ventaja, podremos añadir extensiones a nuestros barracones para poder potenciar a nuestros soldados o crear nexos para satélites que nos permitirán vigilar más territorios y recaudar más dinero a final de mes.

Por otro lado, el apartado de estrategia nos llevará a escenarios semialeatorios donde nos enfrentaremos a nuestros enemigos en combates por turnos. Al inicio de la misión la nave de transporte nos dejará en el área y empezaremos sin apenas visión y sin saber donde están nuestros enemigos. Una de las mecanicas interesantes del juego será lograr encontrar el balance perfecto entre exploración para ir haciéndonos una mejor imagen del entorno y encontrar a los enemigos, frente a la cautela que deberemos tener a la hora de no ponernos en posiciones muy vulnerables.
Al fin y al cabo, el juego se desarrolla por turnos y según como, centrarse demasiado en la exploración puede ofrecer a tus enemigos posiciones de extrema ventaja al acabar tus acciones.

La mayor virtud de este juego reside en una excelente planificación de la curva de dificultad cuya evolución ha sido cuidadosamente planeada para que el jugador no llegue nunca a tener una sensación de relajación o superioridad ante los desafíos.
Al principio, los humanos son tecnológicamente muy inferiores que los invasores pero a medida que nuestra tecnología evolucione, alcanzaremos un cierto estatus de igualdad frente a los alienígenas. En este punto tendremos la oportunidad durante unas cuantas misiones de afrontar estos desafíos con cierta seguridad pero, de repente, el juego subirá un nuevo peldaño con nuevos contrincantes y volveremos a ese estado de parcial indefensión.
Este estilo que combina subidas de dificultad con pequeñas etapas de asentamiento o de respiro resulta extremadamente gratificante y provoca que, partida a partida, uno vaya aprendiendo de sus errores y desarrolle tácticas de combate y estrategias de gestión más eficientes.

En el lado opuesto, el apartado visual se antoja totalmente insuficiente para un juego de esta generación.
En primer lugar, los modelos de los soldados son totalmente genéricos pese a las posibilidades de personalización, extremadamente simples, grises y poco carismáticos. A nivel general, el trabajo a la hora de texturizar el modelo es mediocre y las expresiones faciales son inexistentes e, incluso, llegan a apreciarse deformidades como párpados extremamente abiertos donde llega a parecer que los ojos vayan a saltar de sus cuencas o posiciones de la boca que resultan totalmente antinaturales.
También se aprecian fallos importantes a nivel de animación como, y no me ha pasado solo una vez, querer disparar a un enemigo y que el soldado apunte a cualquier otro sitio y ver como las balas recorren el escenario en diagonal y, luego ya, cosas totalmente ilógicas como dar a blancos con balas que atraviesan paredes.

Finalmente, se hubiera agradecido un mayor trabajo con los escenarios pues, si bien es cierto que hay varios y que la disposición de enemigos y elementos es aleatoria, las estructuras generales permanecen y, a lo largo de la campaña, uno se acabará cansado de ver ciertos entornos.

Por otro lado, Firaxis ha hecho un gran trabajo a nivel de potenciar la jugabilidad. Destaca el hecho que hayan incluido varios niveles de dificultad y también se ha incluido un Iron Mode que va guardando cada acción que realiza el jugador, de forma que si se muere un soldado es algo definitivo (no se puede cargar una partida previamente salvada para tratar de evitar su fatal destino).

También se ha gestionado muy bien el multijugador competitivo en el que dos jugadores pueden enfrentarse. Para ello, previo al inicio se fijará un número límite de puntos y en función a eso, cada oponente deberá formar su propio escuadrón combinando fuerzas terrestres y alienígenas y equipándolas.
Por lo demás, el funcionamiento del multijugador no difiere mucho de la campaña. Avanzar hasta buenas coberturas, situar bien a tus soldados, encontrar al adversario y acabar con él.

En definitiva, a mí personalmente el juego me ha gustado mucho y es bastante diferente a la oferta usual de videojuegos. XCOM: Enemy Unknown puede ser en muchas ocasiones frustrante (sobre todo en Iron Mode) y esto es algo que no se suele dar hoy en día. La mayoría de jugadores caerán derrotados durante las primeras partidas pero, incluso con sus deficiencias a nivel visual, es un juego que engancha, que invita a irte superando paso a paso y que no permite a uno relajarse.
Además la Inteligencia Artificial de los enemigos está bastante bien lograda y trataran continuamente de encontrar posiciones que les den ventaja frente a tus soldados.

XCOM Enemy Unknown es un juego para aquellos que se quieran poner a prueba. Aquí no bastará con aprender los controles básicos para lograr salir impune de la campaña. Firaxis te propone un reto continuo donde el camino a la victoria esta hecho de humillantes derrotas, de análisis de tus errores y de aprendizaje continuo.

¿Aceptarás este desafío?

Debo agradecer a 2K que nos haya facilitado una copia del juego.

¿Dónde comprarlo? (31/10/2012) PC PS3 Xbox 360
Zavvi.es (PC | PS3 | Xbox360) 37,19€ 50,89€ 50,89€
Amazon.es (PC | PS3 | Xbox 360) 43,73€ 48,35€ 52,68€
Steam 49,99€